congreso laftColombia Juegos 

En 2019, juegos de suerte y azar aportaron 0,2 al PIB y $1,7 billones al ingreso de Colombia

En Laft America, organizado por Asojuegos,  Banco Agrario confirmó la apertura de cuentas de varios clientes del sector.

Vicepresidente y gerente de Riesgo Regulatorio de Ocean Bank dice que con estrictos controles bancos pueden tener clientes de alto riesgo.

Ministro Carrasquilla destacó las buenas calificaciones que ha tenido el sector en su manejo de riegos y resaltó su importancia en aporte al PIB y al empleo.

Bogotá D.C., septiembre de 2020. Los esfuerzos por tener estrictos controles y sistemas de medición e información para blindarse contra delitos como el lavado de activos ha traído muy buenas noticias para el sector de juegos de suerte y azar. Así quedó evidenciado en el desarrollo de la quinta edición de evento Laft América, organizado por Asojuegos, que se realizó hoy primero de septiembre, ante más de 1.500 asistentes virtuales.

Una de esas buenas noticias es el acceso a los servicios financieros que ya comienzan a darse y que hace unos pocos años eran impensables. Así lo confirmó Francisco José Mejía, presidente del Banco Agrario: «Hoy en día tenemos 21 personas naturales y 24 jurídicas vinculadas a esta actividad de juegos. Hacemos revisiones y actualizaciones de información a estos clientes para que se puedan mantener en la entidad».

Destacó cómo se ha fortalecido la relación con operadores postales de pago y con los corresponsales bancarios: «Con ellos nos es posible aumentar el alcance del Banco Agrario en el territorio nacional. Han sido importantes para hacer pagos en muchas regiones del país, sobre todo en medio de esta crisis».

En este sentido uno de los invitados especiales de Laft América, Daniel Gutiérrez, vicepresidente, y gerente de Riesgo Regulatorio para el Ocean Bank en Miami, Florida, basó su ponencia magistral en cómo el sector financiero puede tener clientes de algo riesgo. Para él los controles, el conocimiento profundo de las empresas, los sistemas de información y equipos robustos de personas dedicadas a hacerles seguimiento son algunas claves para que las empresas del sector de juegos de azar puedan ser hoy un aliado estratégico del sector financiero.

Toda esta apertura hacia el sector financiero es fruto del trabajo de las propias empresas como las que están agremiadas en Asojuegos. Gracias al trabajo juicioso, ante el mundo han aumentado sus calificaciones, como lo destacó el propio ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla. «Tras la evaluación realizada por el Fondo Monetario Internacional al sistema antilavado de Colombia se destaca que el sector de juegos y azar cuenta, y así fue certificado, con todas las normas necesarias para evitar la penetración de dineros de origen dudoso. También en la evaluación nacional de riesgo y lavado de activos, el sector de juegos tuvo resultados muy positivos», afirmó Carrasquilla.

Resaltó que en el 2019, el sector generó 111.000 empleos formales, contribuyó con 1,7 billones al ingreso nacional, (cifra que aporta 0,2 del PIB) y transfirió a la salud y la ciencia 633.000 millones de pesos.

En este sentido Juan Carlos Restrepo, presidente de Asojuegos, se mostró complacido por el apoyo y confianza que su sector ha recibido por parte del Gobierno, de organismos internacionales que han calificado positivamente los esfuerzos realizados y de entidades como el Banco Agrario.

Por su parte, Juan Andrés Carreño, presidente de Asopostal, destacó que los operadores postales de pago realizan más de cien millones de reportes objetivos cada año a la UIAF de todas las transacciones que involucran dinero en efectivo de los Colombianos. Agregó que, además, los oficiales de cumplimiento de las empresas, con base en la información de toda la red Nacional, realizan más de un centenar de informes anuales de reportes subjetivos de operaciones sospechosas de transacciones en efectivo, de acuerdo con el análisis de los factores de riesgo identificados.

Artículos relacionados

Deja un comentario